Tu atención

Bienvenidos a un nuevo post, el tema que vamos a tratar hoy es la atención. La atención es lo más valioso del mundo, pues es una herramienta creadora y por ello todo el mundo la quiere.

No hay más que fijarse por ejemplo en los medios de comunicación. Están continuamente bombardeando con información (o desinformación mejor dicho) sobre todo tipo de problemas, guerras, crisis, conflictos, etc. Incluso buscadores de Internet canalizan nuestra atención hacia aquellos que pagan por ella. Cualquier cosa que sirva para captar nuestra atención y distraernos de lo realmente importante, que es decidir cómo queremos vivir nuestra vida y qué queremos hacer con ella.

Con ello no quiero decirte que atiendas o no las noticias, redes sociales y demás. Eso es decisión de cada uno, pero plantéate lo siguiente:

¿De qué sirve estar todo el día pendiente de las noticias?¿Cambia o mejora mi vida en algo?¿Me hace más feliz?¿Son noticias potenciadoras e inspiradoras o por el contrario son noticias limitantes basadas en miedo y preocupación?. Teniendo todas estas cosas en cuenta yo personalmente prefiero concentrar mi tiempo y mi energía en cosas que sí pueden cambiar mi vida.

Planteáte cosas como lugares a los que te gustaría viajar, aprender nuevos idiomas, vivir en otros lugares. Conocer otro tipo de gente que te inspire a hacer cosas nuevas. Aprender nuevas habilidades que aporten valor a otras personas y de paso monetizarlo. Crear activos y nuevas fuentes de ingresos que mejoren tu calidad de vida. Crear un negocio por Internet. Hacer videos a través de un canal de YouTube. Escribir un blog contando tus experiencias, viajes, etc. Nunca sabes a quien podrías estar inspirando.

Haz una lista con tus objetivos a medio plazo, y ponte una fecha para cumplirlos. Deben ser objetivos mensurables, que te estimulen y te hagan levantarte todos los días con la ilusión de conseguirlos. Eso amigo lector, es hacer cosas que están dentro de nuestra área de influencia y sí que cambian nuestra vida.

Anuncios

Modelando la excelencia

Bienvenido de nuevo a otro post amigo lector. Hoy vamos a tratar un tema que creo que es muy interesante, ya que puede producir cambios increíbles en nuestras vidas si estamos dispuestos a dar los pasos.

No voy a extenderme hablando de esta ciencia, pues para ello ya hay toneladas de libros hablando de la PNL (Programación Neuro Lingüística) y sus ventajas. Más bien quiero ofrecer mi visión al respecto y algunos consejos sobre creencias que son potenciadoras. Si te gusta el tema en cuestión y quieres empezar con un libro que no sea demasiado denso, pero que te dé las claves sobre las que se asienta la PNL te recomiendo Introducción a la PNL de John Seymour y Joseph O´connor.

La forma y el lugar en que vivimos, nuestra situación económica, la gente con la que nos relacionamos, cómo nos afectan los acontecimientos que nos suceden en el día a día tiene que ver con el tipo de creencias que tenemos empotradas en nuestra mente inconsciente. Algunas las desarrollamos en la niñez, otras en la adolescencia y etapa adulta, pero también traemos otras empotradas ya desde el feto. Y es que nadie nace en mitad del campo, todos traemos historias y cargas familiares que se suceden según nuestro árbol genealógico.

Es por ello que muchas veces nos saboteamos nosotros mismos en el camino al éxito. Identificar este tipo de creencias limitantes y cambiarlas por creencias potenciadoras es nuestro trabajo. Créeme sé que no es nada fácil, pero los resultados compensan con creces el esfuerzo.

Esta ciencia nos enseña la forma en que opera la mente humana y cómo toda conducta puede ser modelada para nuestro mayor beneficio y desarrollo personal.

Vivimos constantemente modelando y copiando todo tipo de cosas y conductas. Hasta nos inducen a ello mediante la televisión, neuromarketing, etc. Aunque el 95% del tiempo lo hacemos de forma inconsciente. Y para colmo, ese 5% del que somos conscientes modelamos cosas inútiles que no producen cambios significativos en nuestras vidas.

La pregunta en cuestión es: ¿Por qué reinventar la rueda?

Es más simple que todo eso. Si alguien que conocemos está donde yo quiero estar todo lo que tengo que hacer es modelar su conducta y llegaré al mismo destino. Copiar sus hábitos, en definitiva. En lugar de eso lo criticamos y entonces se produce una incongruencia entre nuestra mente consciente y la inconsciente dando como resultado frustración.

Te dejo a continuación 7 creencias potenciadoras que Anthony Robbins expone muy bien en sus libros y seminarios. Recuerda es tu cometido revisarlas y aplicártelas constantemente, pues hasta que las interiorices es un trabajo arduo que te llevará tiempo.

  1. Todo ocurre por su motivo y razón. Y todo puede servirnos.
  2. No hay fracasos, sólo resultados.
  3. Asume la responsabilidad pase lo que pase.
  4. No es necesario entender de todo para poder servirse de todo.
  5. Nuestros mayores recursos son los recursos humanos (trabaja en equipo).
  6. El trabajo es un juego (apasiónate por aquello que haces).
  7. No hay éxito duradero sin una entrega personal.

“La mente es su propio lugar, y en sí misma puede hacer un cielo de los infiernos, un infierno de los cielos”

John Milton

Hasta aquí llegamos con el post de hoy, espero que os guste y os motive a seguir indagando más sobre el tema por vuestra cuenta, os aseguro que es apasionante. Me despido de vosotros hasta la próxima.

Saludos.

El tiempo

El post de hoy se lo vamos a dedicar a un concepto que todos conocemos pues convivimos con él a diario, pero que pocos lo entienden como tal pues es muy relativo.

Podríamos decir que hay dos tipos de tiempo. El tiempo verdadero que es el instante presente (único real al fin y al cabo) y el falso tiempo, que es aquél que necesita la mente para programar tareas, recordar, organizar eventos, trabajar), muy útil, pero si nos excedemos nos causa estrés y enfermedades.

Y es que la gran mayoría no nos damos cuenta de su importancia, pues es el activo más importante del que disponemos y a la vez el más preciado pues no es recuperable. Cuando nos contratan en cualquier empresa para trabajar, lo que realmente hacemos es intercambiar nuestro tiempo por dinero. Quiero aclarar que esto no es malo ni mucho menos, siempre que te encuentres realizado y feliz con el trabajo que desempeñas, si encima estás bien remunerado mejor que mejor. El problema surge cuando desempeñas un trabajo o cualquier otra actividad únicamente a cambio de dinero, el hastío y la frustración está servido.

Vivimos en una sociedad muy rápida y cada vez más llena de estímulos. Y uno de los conflictos que más estrés genera es que tiempo y tarea no vayan acompasados. ¡No me da tiempo a esto!¡Imposible acabarlo para tal fecha!¡A ver si sacamos tiempo y nos vemos!. Parece que la premisa es correr todo el día, terminar una cosa y empezar otra. Añorar aquello que ya se fue y desear aquello que aun no tenemos, pero nunca disfrutar lo que ya está conseguido.

Por si fuera poco somos la generación multitarea, nos han vendido la idea de que tenemos que ser megaproductivos y además atender varias cosas a la vez, si no, algo falla.

Stephen Covey nos deja su particular matriz del tiempo, con la que nos arroja una visión muy interesante acerca de lo urgente y lo importante, pues no son lo mismo.

fullsizeoutput_4e4

 

  • Cuadrante 1: Lo importante y urgente.

Enfócate en ellas pues son las que dependen de ti y requieren de mucha energía.

  • Cuadrante 2: Urgente pero no importante.

Son aquellas tareas que no son tu prioridad, quizás sea la de tu jefe o alguien con capacidad de organizar tu tiempo. Intenta delegarlas lo más pronto posible.

  • Cuadrante 3: Ni importante ni urgente.

¿Tiempo que se va y no sabes cómo?. A no ser que te sobre tiempo, intenta desecharlas. Pues tienen que ver con aquellas tareas que nos roban tiempo gratuitamente (mail, redes sociales, whatsapp). Calcula el tiempo que se va al final del día cada vez que las consultas.

  • Cuadrante 4: Lo importante y no urgente.

Tu segunda prioridad a la hora de abordar tareas. Pues son cosas o asuntos que de no acometerlos en tiempo y forma acabarán pasando a ser urgentes.

Uno de los secretos de la felicidad es vivir plenamente el tiempo de que disponemos y emplearlo en tareas que para nosotros tengan sentido.

Amigo lector espero que este post te sirva para concienciarte de la importancia de aprovechar tu tiempo en aquello que más te gusta pues es limitado. Me despido hasta el próximo post. Saludos.

Trading

El post de hoy va dirigido a aquellas personas que alguna vez se han acercado a este mundillo o bien sienten curiosidad, por saber cómo funciona o si creen posible vivir de este negocio.

Os expondré mi visión y particular experiencia después de 4 años de persistir día tras día.

De entrada os diré que hay mucha basura en Internet, pues resulta que de esto todo el mundo sabe pero la realidad es que muy pocos viven de él profesionalmente hablando. Hay mucha más gente viviendo de esto dando cursos y filosofando sobre los mercados.

Empezaré siendo honesto yo primero. Después de 4 años de insistir día tras día aún no he conseguido ser constante en mis ganancias, aunque espero por fin en este año llegar a serlo y conseguir que poco a poco se convierta en mi principal fuente de ingresos. Os diré también que ya tengo un trabajo que me apasiona, por el que estoy bien remunerado y que por sus condiciones particulares me permite dedicarle a esto mucho tiempo.

Con ello quiero decir que empecé en esto como una forma distinta de aprovechar nuestro activo más importante: el tiempo. Y que no tengo la presión extra de tener que vivir de este negocio como sea, ya que tengo otros ingresos con los que pagar mis facturas, etc.

Si piensas dedicarte a esto te diré varias cosas desde mi humilde experiencia:

  • Vas a tener que trabajar muy duro y muchas horas hasta que consigas entender cómo funciona. Si crees que con un par de cursos de fines de semana vas a aprender a vivir del negocio más grande del mundo puedo decirte que emplees ese dinero en algo más edificante para ti, no lo regales. Pues en un fin de de semana no aprendes ni a manejar la plataforma que te proporciona el broker, mucho menos un sistema.
  • Vas a tener que gastarte buenas cantidades de dinero si quieres aprender de los mejores. No te engañes a ti mismo, todo negocio de calidad exige mucha dedicación, esfuerzo, disciplina y dinero. No pienses que con 200€ y mucho apalancamiento vas a hacerte millonario.
  • No te crees expectativas de vivir de esto. Pues te estarás creando un estrés a ti mismo ya de por sí innecesario. Trabaja duro y sé persistente. Y si después de intentarlo de verdad no lo consigues, ten la madurez de retirarte y aceptar que no todo el mundo vale para esto.
  • Tendrás que acostumbrarte a jugar con probabilidades y a convivir con el refuerzo intermitente. Quiere decir que aquí nada está bien ni mal y que a veces haciendo una misma cosa, el mercado te premiará. Y en otras haciendo exactamente lo mismo perderás.
  • Toda decisión que tomes es responsabilidad tuya en todo momento. Desde cómo entras a cómo sales de una operación. Aquí no puedes culpar a nadie de los errores ni tampoco atribuirle los méritos, todo depende de ti.

Cuando amigos y conocidos me han preguntado si podían dedicarse a esto, he observado un patrón común. Y es un hastío generalizado de su trabajo, o bien encontrarse desempleado y con algunos ahorros. Y siempre me hablan del factor tiempo. No por dedicarle 14 horas diarias vas a aprender el funcionamiento de este negocio antes, el cerebro asimila la información a un ritmo determinado.

Al ver las posibilidades que ofrece este negocio, como trabajar desde cualquier parte del mundo, ser tu propio jefe, marcarte tus objetivos de ganancias/retornos anuales, tener tu propio horario, etc. Junto con la tremenda publicidad y basura que circula por Internet, se ven atraídos en la peregrina idea de que con 2000€ y mucho apalancamiento se van a hacer ricos en poco tiempo, y prácticamente sin esfuerzo.

Bueno, bonito y barato. ¿A qué te suena?

Tuve la suerte de aprender de uno de los mejores. Y os diré que mi primer curso fue de 3 meses a 3 horas diarias. Como decía mi mentor uno de los dichos en los mercados es:

“Planificar la tendencia y organizar la ignorancia”

Saludos.

 

Fracasa de nuevo, fracasa mejor

En el post de hoy quiero abordar un tema recurrente en la sociedad que vivimos actualmente. Y no es otro que cómo vemos el fracaso, o mejor dicho, cómo nos educan para verlo y reaccionar ante él.

En nuestra cultura, nos inculcan desde muy pequeños que los resultados externos son una medida de nuestro valor interno. ¡Nada más lejos de la realidad!, es curioso que nos eduquen para ser competitivos e individualistas y además tenemos que saber hacerlo todo nosotros. ¿Para qué aprender a trabajar en equipo? ¿Para qué potenciar las virtudes de cada uno? ¿Para qué aprender a crear sinergias con tus compañeros? ¿Delegar?.

Resulta que en el actual sistema educativo le preguntas en un examen a un compañero que domina mejor cierta materia para sacar el “proyecto” adelante y eso es motivo de suspenso. Cuando curiosamente la gente de éxito no sabe más que nadie de todo, por el contrario lo que hacen es rodearse y dejarse asesorar de personas brillantes. Pues entienden el poder del trabajo en equipo.

¿Porqué debemos saber todos lo mismo acerca de las mismas materias?. Ahí dejo la pregunta…

La sociedad de hoy ve el fracaso como algo que debemos evitar por todos los medios, y es eso mismo lo que nos impide conseguir el éxito en cualquier proyecto que queramos emprender.

Tengo entendido que en EEUU debido a la cultura del emprendimiento hace que el fracaso sea percibido como algo natural y necesario para el camino al éxito, para madurar, evolucionar, etc. En definitiva sentirte autorrealizado. Y es que debemos entender de una vez por todas, aunque duela que el fracaso es un medio, no un fin. Sólo aquellos que fracasan alcanzan el éxito en la vida.

Recuerda:

1. El riesgo más grande es quedarte siempre igual por miedo a…

2. Algo que está terminado es mucho mejor que perfecto para comenzar. Un viaje de 20.000 km empieza por un pequeño paso.

3. La ejecución gana discusiones.

4. Si de verdad quieres algo, levántate y ve por ello.

5. Nunca te rindas, vuelve a intentarlo. Estás más cerca de lo que crees.

La vida en ocasiones, cruza en tu camino personas que demuestran una voluntad de hierro para levantarse una y otra vez hasta conseguir aquello que quieren. No conozco algo que inspire a alguien más que eso. Y no sólo te enseñan sino que ves cómo se lo aplican a ellos mismos, dándote cuenta que no es filosofía barata. Así que, gracias por la lección.

Va por ti hermano, sé que llegarás. Tan sólo un poco más, sigue así.

Saludos y hasta el siguiente post.

Pensamientos…

¿Qué son los pensamientos?. Pues ni más ni menos que la materia de la que está hecha la realidad de una persona. Según vengan a tu mente recurrentemente así crearás tu realidad, con lo cual tendremos que vigilarlos constamente.

Dice un estudio que las personas tenemos alrededor de 10.000 pensamientos diarios, sin embargo, el 85% de esos pensamientos giran en torno a una misma temática, es por ello que reflejan tu vida día a día.

Así como piensas atraes a personas, hechos y circunstancias afines a ti. Si quieres tener una vida más plena, más éxito, mayor calidad de vida, nuevas amistades, etc. Te toca revisar que hay que cambiar  en tu forma de pensar, pues fuera de nosotros no existe nada, son sólo espejos que manifiestan nuestro estado interno dándonos feedback de ello.

Esto es una buena noticia, ya que puedes tomarte tu vida como un laboratorio en el que a base de experimentos de ensayo/error puedes cambiar cosas y ver materialmente los resultados, no sin el correspondiente esfuerzo claro está. A todos nos cuenta el cambio, salir de nuestra zona de confort, alterar nuestras rutinas, etc. Y a medida que nos vamos haciendo mayores esta rigidez al cambio se hace todavía más patente.

Para ello te traigo una propuesta del método kaizen, que consiste en “modelar la mente”.

Esta técnica que se apoya en la neurociencia, sugiere que la forma de aprendizaje más efectiva de nuestro cerebro es con pequeñas exposiciones con incrementos graduales a aquello que queremos cambiar, o bien nos resulta desagradable. De esta forma el cerebro no lo percibe como una amenaza o reto demasiado grande y gradualmente se va exponiendo hasta que el cambio se produce de manera natural.

Implica una total, pero aún imaginaria inmersión sensorial. Simulando que verdaderamente estamos involucrados en la acción, no sólo saboreando, viendo, oyendo, tocando u oliendo. Sino también imaginando el movimiento de los músculos y sus altibajos emocionales.

Ian Robertson autor de Modelar tu mente plantea la teoría de que mientras la mente se va modelando, el cerebro no se da cuenta de que la actividad imaginada no se está produciendo realmente.

Por consiguiente cambiarás tu realidad, miedos o aquella parte de tu vida con la que no te encuentras realizado.

Saludos y hasta el próximo post.

Ricos vs pobres 2ª parte

Siguiendo con el anterior post Ricos vs pobres 1ª parte, ahora continuamos con algunas de las diferencias que no separan haciendo especial incidencia en que se trata principalmente de un tema de mentalidad.

Hago hincapié especialmente en esto porque es una buena noticia. Si adoptamos esta mentalidad y modelamos los patrones de conducta de los ricos, se puede alcanzar la independencia financiera.

  • Los ricos piensan en grande, los pobres en pequeño.

Cuando hablamos de esto, me refiero a eliminar de nuestro vocabulario las palabras ¡no puedo permitirme esto!. Y ojo, es muy importante lo que te dices a ti mismo, pues es ahí donde se revelará parte de la mentalidad en la que sustentas tus creencias.

Cuando veas algo que realmente quieres, cambia la anterior frase por ¿cómo puedo comprarlo?, eso te hará enfocar la situación de una forma muy distinta y empezarás a trabajar con creatividad.

  • Los ricos admiran a otros ricos, los pobres los envidian.

Una persona rica admira a otra porque no ve el coche o la casa que posee, lo que en realidad está viendo es el trabajo que hay detrás para conseguir eso. Por ello admira y ensalza el valor que hay al tomar la decisión de ir por aquello que quieres. 

Si ves un símbolo de riqueza, admíralo no lo odies. Pues una vez más estarías siendo incongruente contigo mismo entre aquello que quieres y lo que obtienes. Ya sabes, que no te vendan la falsa creencia de que no hay suficiente para todos, y que para que unos tengan mucho otros tienen que tener muy poco.

Cuando quiero obtener algo o un determinado estatus, tendré que fijarme en alguien que lo ha conseguido y a partir de ahí intentar emularlo. Ver cómo piensa, cómo actúa, cómo se viste, de quién se rodea, etc. Básicamente rodéate de personas que piensan en la misma sintonía, y eso me abrirá puertas.

  • Los ricos cobran por resultados, los pobres por el tiempo empleado.

Una vez más tienen en cuenta que el activo más valioso que hay es el tiempo, pues no es recuperable. Mientras la mayoría se conforman con trabajos “estables” y maratonianas jornadas de trabajo, los ricos tienen claro que cobran en base a los resultados obtenidos .

Como decía Henry Ford “Pensar es el trabajo más duro que existe”. Y es que los problemas financieros se resuelven con imaginación, no con dinero. Si creas tu propio negocio (aunque no tengas experiencia), verás de primera mano cómo te implicas en los resultados de otra manera. Porque en función del grado de implicación verás los resultados y te sentirás satisfecho de una manera muy diferente que limitándote a ir a trabajar y a llevarte un sueldo, que dicho sea de paso cada vez está peor remunerado.

  • Los ricos siempre están aprendiendo, los pobres creen que ya lo saben todo.

Hay un dicho que reza “la información es poder”, y es que las personas ricas leen constantemente y sobretodo tipo de temas. Los pobres en cambio creen que ya lo saben todo, y lo que es peor hasta creen saber como los ricos llegan a amasar sus fortunas.

Lo que me lleva a la siguiente pregunta: ¿Y por qué no lo llevas a la práctica entonces?..

Es muy importante elegir ¿con qué vas a inundar tu cerebro?, puedes elegir ver televisión después del trabajo o puedes elegir ser curioso y leer sobre cosas útiles que puedan cambiar tu vida.

Hay multitud de información en las librerías a cambio de una mínima inversión, recuerda que todo gran negocio empieza con una idea, todo lo grande empieza en pequeño.

 

Espero que este post te ayude un poco a revisar tus creencias y replantearte que cambiar tu situación es posible y real, pero para ello hay que cambiar ciertos hábitos con un poco de disciplina.

Saludos y hasta el próximo post.

 

 

Ricos vs Pobres 1ª parte

Nuevo post con la intención de seguir dando un poco de perspectiva a la hora de adquirir una mayor comprensión de cómo alcanzar una educación financiera correcta jugando el “juego del dinero”.

Y es que la principal diferencia entre las personas ricas y las personas pobres radica en la mentalidad. Justo ahí aparece el primer y mayor escollo.

A la gran mayoría que procedemos de familias humildes, no nos explicaron las reglas básicas del juego, pero nos guste o no tenemos que jugar y no podremos adquirir una mejor visión del juego hasta que empecemos a autoeducarnos. Voy a contribuir resaltando algunas de las diferencias para que pueda verse con más perspectiva.

  • Los ricos se centran en la creación de activos. Tienen claro que es el dinero el que trabaja para ellos y no al contrario. Trabajan duramente para conseguir capitalizarse durante un tiempo y luego invierten ese dinero en activos que le generan retornos mensuales, anuales, etc. En cambio las personas con mentalidad pobre trabajan duramente para ganar dinero, una vez se capitalizan, lo gastan o lo guardan con su correspondiente pérdida de valor (inflación) para gastarlo en cualquier cosa que sea un pasivo (algo que saca dinero de tus bolsillos), ya sea de una vez o mes a mes.
  • Entienden los conceptos financieros como deuda buena y deuda mala. Deuda buena es aquella que te enriquece, te endeudas para crecer, crear activos. Se adquiere a nombre de una sociedad por los beneficios fiscales. en cambio, la deuda mala es aquella que nos empobrece, te endeudas para comprar cosas que acaban en la basura (ropa, créditos de tiendas, coches gama media/alta. este tipo de deuda la pagas tú y está a tu nombre.
  • La clase rica entiende que un objeto no los representa. Un coche de lujo está bien si te lo puedes permitir, pero no te define como ser humano. ¡No eres lo que tienes! Nunca lo olvides, eres mucho más. Con esto quiero decir que seas inteligente y tengas claro que un coche es un pasivo, y que salvo que lo utilices para hacer negocios o puedas permitírtelo no gastes en él más de lo necesario. Enfócate en crear riqueza y ser libre primero.
  • Los ricos crean su vida, los pobres piensan que la vida es algo que les sucede. Esto tiene que ver con la responsabilidad. Si tu no tomas las riendas de tu vida…. Alguien las tomará por ti. Es decir, si no estás creando activos que trabajen para ti, te acabas convirtiendo en el activo de otro.

Seguiremos en el siguiente post con algunos conceptos más. Gracias por tu atención y saludos…

Independencia Financiera

Buenos días, hoy les traigo un nuevo post sobre la importancia de la independencia financiera a día de hoy. Y es que estamos demasiado acostumbrados a delegar las cosas importantes de nuestra vida en manos de otros por el simple de hecho de “aparentar” saber del tema.

Cuando siendo éste un tema tan importante, del cuál recibimos cero información ya desde la escuela. ¡Curiosa casualidad!

Hoy os ofrezco algunos consejos para empezar a generar vuestra independencia.

  • Comienza a controlar tus gastos mensuales. Ya sea llevando apps, hojas de excel, programas de contabilidad doméstica, etc. Cualquier cosa que te cree el hábito y lo haga sencillo. En definitiva significa contarte verdad a ti mismo sobre en qué gastas el dinero y porqué, eso te hará plantearte la cantidad de dinero que gastas en cosas que tú crees “necesarias”.
  • Gasta menos de lo que ganas. Con éste simple gesto adquieres el hábito del ahorro mensual. Pero no lo veas desde el punto de vista de ahorrar para luego gastar en caprichos, a eso puedes destinar un porcentaje del mismo. Míralo desde el punto de vista de ahorrar para eliminar deudas, reducir el estrés diario y comenzar a invertir.
  •  Quedarte en un trabajo que no te realiza. Sé que la seguridad es muy importante para cualquier persona, pero cuando antepones esa seguridad a tu felicidad te sentirás frustrado. Con ello no te sugiero que abandones tu actual trabajo, pero sí que dediques parte de tu tiempo libre a trabajar en algo que te apasione hasta que llegue el momento de dejar tu actual trabajo. Trabaja en tu sueño a tiempo parcial hasta que puedas vivir de él a tiempo total.
  • Nunca dependas de una sola fuente de ingresos. Empieza a enfocarte en crear activos aunque sean pequeños como haciendo vídeos. Cuando empieces a crear varios activos que te liberen tiempo libre para dedicarte a tus hobbys, familia, viajar, etc. Entenderás la importancia de ser rico en tiempo pues el activo trabaja 24h y los 365 días del año.

Recuerda la riqueza se mide en el tiempo que puedes mantener tu nivel de vida actual sin la necesidad de trabajar…

Saludos.

Experiencias laborales

Hoy abro con un post acerca de una reflexión de las experiencias laborales a los 35 años.

Y es que el mundo laboral que hasta ahora conocíamos está cambiando a un ritmo vertiginoso. Seguimos pensando en el habitual consejo clásico de conseguir un trabajo “estable” e hipotecarte para toda la vida. Sin embargo, el tradicional trabajo estable va a desaparecer definitivamente en pocos años aunque no nos guste, y más pronto que tarde tendremos que asumir que vamos a tener que madurar y ocuparnos de coger las riendas de nuestra propia vida.

Eso engloba desde nuestra propia educación financiera, así como aprender el camino de hacernos productivos y aportar valor a las personas. Y esto no debe verse como algo catastrófico, sino todo lo contrario, es una oportunidad de reinventarnos y hacer algo más creativo que acabar trabajando para jefes mediocres que no valoran nuestro trabajo y dedicación.

Por todo ello os animo a leer un poquito más, y menos televisión. Es muy importante adquirir conocimientos para desarrollar la creatividad. Sé por experiencia propia que es difícil el comienzo, pero sólo cuando empezamos a andar es cuando se abre camino, y como dijo Pablo Picasso “Cuando llegue la inspiración, que me encuentre trabajando”.

Pensad por un momento la posibilidad de ser vuestro propio jefe, trabajar las horas que decidas y desde donde queráis, y crear vídeos que se conviertan en uno de vuestros activos y empezar a buscar vuestra independencia financiera, en lugar de ser el activo de cualquier otro con un trabajo de 8 horas más las horas extras camufladas….

Creo que merece la pena intentarlo, es mucho mayor la recompensa que el esfuerzo.